martes, 21 de octubre de 2014

Por sus medios y sin ayuda

Es enfermera y no logra concentrarse, pensando en la seguridad de sus hijas. Regina Zamora, vive en Crespo #124 e/ Trocadero y Colon en el Municipio de Centro Habana. Con ella vive su nieta de 12 años, y sus 2 hijas, las que siempre permanecen en la casa. Una de sus hijas es Síndrome de Down, necesita de cuidados constante y es asistida por su hermana mayor.

Es difícil concentrarse y hacer bien el trabajo con esta situación que tengo” dice Regina. Sin apoyo de Bienestar Social, ni de los Trabajadores Sociales; Regina debe agenciárselas con un sueldo de $463,00 CUP equivalente a $18,52 CUC al mes a razón de CADECA, para atender a sus hijas y nieta, además de velar por su techo.

Su techo, que es el piso de la vivienda superior se desplomó inicialmente en el 2003 y desde entonces tiene criterio de ser albergada, pero aun continua con peligro de derrumbe. Se ha dirigido a todas las organizaciones gubernamentales como son el Consejo de la Administración Municipal (CAM) de Centro Habana, al Consejo de la Administración Provincial (CAP) de La Habana y al Consejo de Estados y de Ministros presentando su situación en busca de ayuda y aun no recibe solución, solo palabras voladoras, insultos y maltratos.
En el 2010 recibió la inspección del Arquitecto de la Comunidad, el que valora la situación y propone una solución, ya sea apuntalamiento o traslado. Pero este no dio ninguna solución viable, “no tenemos capacidades en los albergues, deberás de hacer una salida por otro lado, porque esta sección se desplomará en cualquier momento” dice el Arquitecto de la Comunidad.

Se observa en la fotografía el hueco que tiene el piso de la barbacoa (piso intermedio), por el que se hundió la hija que es Síndrome de Down. Sufriendo traumatismo en la clavícula y golpes en la cabeza. El hoyo que se divisa es la sección que el Arquitecto de la Comunidad pronosticó que colapsaría.
En condiciones como estas deben de convivir, subsistir y sobrevivir, hasta que le otorguen un local y puedan poner a salvo sus vidas.


Resulta interesante como algunos Agentes representantes del pueblo, ante las organizaciones del gobierno; tienen condiciones de habitad excelentes. Tal es el caso del Delegado del Consejo, quien a solo unas casas se encuentra realizando una expansión; no le es suficiente tener una planta y se encuentra construyendo otra de mampostería.

Fotos del estado de la casa:



Fotos cortesía de: Adonis Salgado Pérez

Fin de la 1ra Parte

Publicar un comentario